22 JUNIO 2022

Compartir en facebook
Compartir en linkedin

La diferencia entre energías limpias y renovables

Energías limpias

Aunque los términos “energías limpias” y “energías renovables” parezcan similares, son conceptos diferentes y no significan lo mismo. En nuestro nuevo artículo os contamos la diferencia entre ambos términos.

La energía renovable es aquella que se obtiene a partir de una fuente que no se acaba, mientras que la energía limpia es aquella que durante su producción contamina menos en comparación con otras.

La principal diferencia entre ellas es que la energía renovable no se agota, pero puede ser limpia o no y la energía limpia es aquella que no realiza emisiones a la atmósfera ni contamina de otro modo.

Ambos términos se pueden utilizar para definir las fuentes de energías que son respetuosas con el medio ambiente, pero no tienen que cumplir con los dos aspectos (renovables y limpias). Como ejemplo de energía limpia podemos hablar del gas natural.  Ya que su contaminación es muy baja, es considerada como una energía limpia, pero no cumple con los requisitos para ser una energía renovable. 

Entonces… ¿Cómo se clasifican las fuentes de energía?

Para clasificar las fuentes de energía podemos utilizar varios criterios:

  1. Según sean o no renovables.
  2. Según su grado de disponibilidad, es decir, convencionales o en desarrollo.
  3. Según sea la forma de su utilización, donde podemos distinguir entre primarias y secundarias.

 

Fuentes de energías renovables o no renovables.

Son fuentes de energía limpias, inagotables y crecientemente competitivas. Podemos considerar como fuentes de energías renovables la energía solar, eólica, hidráulica, mareomotriz y la biomasa. Las fuentes de energía no renovables son aquellas que existen en una cantidad limitada en la naturaleza, como el carbón, el petróleo, el gas natural y el uranio.

 

Fuentes de energía convencionales.

Son aquellos recursos no renovables que han sido tradicionalmente usados para producir energía eléctrica. Estas fuentes están caracterizadas por su disponibilidad geográfica limitada, su baja tasa de generación en función de su velocidad de consumo, y la contaminación ambiental asociada a su extracción y conversión en otros tipos de energía.

 

Fuentes de energías primarias y secundarias.

  • Primarias: Son las que se obtienen directamente de las naturales como por ejemplo el carbón, el petróleo y el gas natural.
  • Secundarias: Se obtienen a partir de las fuentes primarias mediante un proceso de transformación por medios técnicos.

Por lo tanto, aunque todas son energías sostenibles, que una energía sea renovable no implica que sea limpia, y que una energía sea limpia no implica que sea renovable. Por ello, cuando nos queremos referir a energías no contaminantes e ilimitadas, lo mejor es hablar de energías limpias y renovables.  

¡Síguenos para estar al día de todo!

Facebook | Twitter | LinkedIn | Instagram | Youtube | Website